Renacimiento

pablo-milanes-renacimiento-2013

Renacimiento

2013

Mi maestro Leo Brower ha dicho recientemente que «si el mundo se queda sin música 48 horas, ocurriría una catástrofe». Esta frase, con el permiso de Leo, yo la completaría diciendo que si el mundo se queda sin música buena ocurriría una catástrofe en verdad; pero por otro lado, si seguimos escuchando lo que hoy en general se escucha, ya estamos viviendo, sin percibirlo, en medio de una catástrofe.
El intento que hago en este disco es, simplemente, hacer un resumen de toda, o parte de la música que he escuchado y me ha formado y que no es toda la música, pero estos géneros sin duda alguna están llenos de calidad, una calidad que no es una moda, que sobrevive al tiempo, y que cuando pase esta época de las vacas gordas del mal gusto, esta música estará todavía vigente.
He querido hacer hincapié, independientemente de los géneros universales que toco, en recordar algunas expresiones de la música cubana olvidadas o relegadas, que hoy no se interpretan por desconocimiento, o por lo difícil que resulta conocerlas sin tener un contacto directo de su fuente, que es el propio pueblo. 
No hay comunicación más directa para el arte en general que el contacto oral, visual, espiritual, etc., que el pueblo ha proporcionado desde los antiguos hasta el día de hoy.
Así, he incluido el changüí de Guantánamo, el guaguancó –fundamentalmente de Matanzas y la Habana, el son cubano en su más pura expresión y considerado como la síntesis de nuestra música, el danzón originario de Matanzas–, la guajira son que ha sido escuchada en toda Cuba, la conga, tan tocada y bailada en las comparsas de nuestros carnavales y hasta por los antiguos políticos que la utilizaban para atraer a los votantes que se embriagaban con su sabroso ritmo, ah! y un poco de jazz, que me resulta imprescindible tocar, como a tantos músicos cubanos, por la identificación que existe entre las músicas de Estados Unidos y Cuba.
Amigos, les entrego este álbum con, cada día, más respeto por la música y para que el mundo, en lo que nos concierne, no se convierta en una catástrofe.

Temas del disco: